“Estudiar Ingeniería Civil Industrial en la U. de Santiago fue una base muy importante para mi desarrollo humano y profesional”

Jun
29
2016

Santiago Marín Cruchaga (51) se tituló como Ingeniero Civil Industrial de la Universidad de Santiago de Chile en Septiembre de 1988 y fue Vicepresidente para América Latina de Foraco Internacional, empresa líder a nivel mundial en sondajes para la minería y pozos de agua, con base en Marsella (Francia).

El ingeniero Marín Cruchaga fue un estudiante destacado, además de activo dirigente. En 1988 se adjudicó la Beca Shell en su calidad de mejor alumno de la promoción de Ingeniería Civil Industrial, y el año anterior fue presidente del Centro de Alumnos del Departamento de Ingeniería Industrial.

Con posterioridad, este profesional inició su carrera trabajando en la Compañía Minera Disputada de las Condes,  hoy Anglo American, donde tuvo la oportunidad de realizar su memoria de título en el área de gestión de inventarios.

Luego se desempeñó en el Departamento de Materiales de la compañía en Santiago, donde trabajó como Ingeniero de Estudios y Procedimientos.  Posteriormente,  debido a su buen desempeño,  fue destinado a la mina Los Bronces, donde ocupó los cargos de Jefe General de Materiales y de Servicios al Personal.  “Mi paso  por la Universidad de Santiago fue un eslabón clave para mi desempeño profesional, fue ahí donde conocí el concepto de Universalidad y Pluralismo”, reconoce.

Escogí la Universidad de Santiago de Chile por su prestigio,  infraestructura, ubicación y calidad, esta fue una elección que respondía a mi búsqueda de experiencia y universalidad.  Luego elegí Ingeniería Civil Industrial porque al revisar su programa y hablar con profesionales ya egresados encontré que era una  carrera muy trasversal en todas las industrias y en todos los cargos enfocados a la administración de procesos,  sistemas complejos  y por su amplio campo laboral. Esto me permitiría, posteriormente, poder desempeñarme en diversas áreas del quehacer industrial.

De mi formación académica tengo muy buenos los recuerdos. En la U. de Santiago adopte el concepto de rigor a mi vida,  porque los dos primeros años de la carrera son muy  exigentes en la base matemática y física. De hecho aquí es donde muchos de mis entonces compañeros quedaron en el camino.

Con el paso del tiempo comencé a tomar el ritmo de la exigencia  y además  tuve asignaturas de otras especialidades como mecánica, electricidad y  tecnologías de la información.

En los últimos años encontré más asignaturas específicas de industrias como Investigación de Operaciones,  Administración, Macro y Micro Economía, Procesos, Evaluación de Proyectos, Teoría de Sistemas, entre otras. Todo eso me acercó muy rápidamente a  la problemática de las empresas y lo hizo más entretenido. Finalmente, vino la práctica profesional y la memoria. Todo esto contribuyó a mantener una base amplia de conocimientos desde diferentes miradas, lo que me ha hecho un mejor profesional.

En particular recuerdo algunas asignaturas de la carrera que fueron significativas como Evaluación de Proyectos, Investigación Operativa, Administración de Procesos, y Economía. Desde el primer día de trabajo pude evidenciar en la práctica la necesidad y utilidad de estos contenidos, pudiendo conciliar la teoría y la práctica en el quehacer diario en diferentes empresas. Algunos docentes, quienes fueron importantes por su calidad y entrega, fueron Humberto Jorquera, Astrid Oddershede, Felisa Córdova, Gabriel Barrera y Osvaldo García.  Los recuerdo con  aprecio por todo lo aprendido.

Considero que mi paso por la Universidad de Santiago fue una base muy importante para mi desarrollo humano y profesional. Si bien mi trayectoria por diversas  e importantes compañías ha aportado significativamente en mi carrera profesional con experiencias y aprendizajes, creo que los cimientos de la profesión sin duda están en la formación,  estudio y disciplina que  se construye desde la  Universidad,  donde adquieres las herramientas  relacionadas con los procesos productivos y de solución de problemas. Eso te da una muy buen base para enfrentar el futuro en cualquier industria donde uno se desempeñe.

Tras mi paso mi paso por Disputada de las Condes, el cual fue casi un postgrado,  trabajé en el grupo  Precisión y luego en el  grupo SalfaCorp, donde tuve a cargo las áreas de Abastecimiento y Maquinarias corporativo, creando una central de compras internas con oficina en China.  Fui sponsor de la implementación de SAP y luego me hice cargo del desarrollo de nuevos negocios. Hasta hace muy poco trabajé para la multinacional francesa FORACO, empresa líder en Sondajes Mineros y pozos de Agua, como Vicepresidente de América Latina,  donde enfrenté  una brutal caída de la inversión de la exploración minera, por lo que fue necesario implementar planes de ahorro y  contención de costos, optimización de procesos y ajustes de en la organización a nivel mundial.

Lo que fortalecería de la carrera de Ingeniería Industrial es dar mayor  énfasis a asignaturas o módulos que incorporen y den mayor foco a Mejoramiento de la Productividad, Innovación y Gestión de Proyectos y Contratos.

A las personas que quisieran estudiar  Ingeniería Industrial en la  U. de Santiago  les diría  que  es una carrera muy integral y completa que permite desarrollarse en cualquier industria y cargo con foco en los procesos y su administración.

Mi mensaje para los estudiantes del Departamento de Ingeniería Industrial es que sus primeros años de trabajo los desarrollen en una empresa grande y estructurada, ojalá con presencia Internacional, ya que les servirá prácticamente como un post grado en cuanto a la posibilidad de seguir aprendiendo.

Además, creo muy importante estar siempre bien informado del acontecer en el país y la industria en particular, saber lo que está pasando, formarse una opinión, investigar, ser curioso  y proactivo, ya que para ser un buen ejecutivo y un emprendedor debe haber disciplina en lo que uno hace y estar muy atento a lo que ocurre en el entorno.

Cada egresado y egresada debe trabajar en formar su identidad profesional y desde ahí aportar  y mejorar el bienestar  de las personas a través de su trabajo.  En una frase el Departamento de Ingeniería Industrial es el lugar  donde adquieres  las   herramientas  para el desarrollo sostenible de cualquier  empresa y/o proyecto  que se quiera desarrollar exitosamente.